Cargando...
Alujas

LA GRIPE Y SUS CONSECUENCIAS

Cuando toca planificar una temporada no contamos con lesiones ni enfermedades. Es imposible saber cuándo llegarán, si es que llegan. Evidentemente una gripe te puede dejar KO unas cuantas semanas y te puede hacer variar la planificación deportiva de los siguientes meses. En mi caso normalmente siempre me tomo unas semanas de descanso durante el mes de noviembre. Un par o tres de semanas después de un año intenso, con muchas horas de carrera en las piernas, son suficientes para recuperar las piernas y la cabeza. A finales de noviembre empiezo otra vez la carga de los entrenamientos, las sesiones de fuerza y las primeras series se notan rápidamente en las piernas. Después de unas semanas empiezo a introducir volumen. Cada año empiezo igual, y me funciona bastante bien.

 

Este año la cosa ha ido diferente, porque cuando tocaba empezar a combinar volumen con intensidad una gripe me ha dejado tocado. Des de que comenzó el 2018 la famosa gripe me ha venido afectando, con sus molestas consecuencias; fiebre, dolor muscular y articular, cansancio, falta de apetito, mucosidad  y tos para dar y vender. Me duró una semana, pero pasados estos días, me ha dejado tocados los bronquios, cerrándolos y dejándome con poca capacidad pulmonar. Cuando parecía que los bronquios mejoraban gracias a un bronco dilatador y empezaba a salir a caminar por la montaña, he tenido un par de recaídas con 24 horas de fiebre. Este año me esta costando hacer limpio. Tengo muchas ganas de salir a correr pero prefiero ser prudente y evitar mas recaídas.

 

Mi mujer me dijo un día que ya me vio un poco agobiado, “tómatelo como si tuvieras una lesión muscular y no pudieras salir de todas formas”. Viéndolo de esta forma parece que lo llevo mucho mejor. Aprovecho para hacer un poco de ejercicio en casa con las cintas tipo TRX, fortaleciendo un poco las piernas y y haciendo un poco de CORE.

 

Alujas

 

Evidentemente este mes de enero tenía un par de carreras de montaña que no haré por falta de entrenamiento y porqué evidentemente no estoy recuperado al 100%. A nadie le gusta modificar el calendario deportivo, pero hacerlo por causas mayores y readaptarlo de nuevo tampoco pasa nada. Con un calendario sobre saturado de carreras hay muy buenas opciones para escoger.

 

A todo esto le he encontrado cosas positivas. Si no puedes salir a correr, pero puedes salir a caminar y además lo puedes hacer acompañado de un amigo, todavía lo disfrutas más. Llegar a la cima de La Mola (en el Parque Natural de Sant Llorenç del Munt i l’Obac) y poder compartir una barrita de turrón de Vicens Sport acompañado de un café recién hecho en el restaurante de La Mola no tiene precio. A veces necesitamos disfrutar de estos detalles, necesitamos parar para respirar y mirar a nuestro alrededor. Cuando entrenamos para cumplir un objetivo en muchas ocasiones nos olvidamos de las pequeñas cosas. A veces cuando tenemos que parar por obligación nos damos cuenta de lo mucho que nos perdemos. No hay mal que por bien no venga.